Los concursos de acreedores acumulan una caída del 28% en los cinco primeros meses del año

Entre enero y mayo se registraron 2.998 procesos concursales, la cifra más baja desde 2011. La Rioja es la única comunidad autónoma donde crecieron las insolvencias judiciales (+29,03%). El 22% de los concursos tuvo lugar en Cataluña. Mayo fue el séptimo mes consecutivo en el que los concursos descendieron en tasa interanual.

,

  • La estadística de concursos de acreedores registra una secuencia inédita de siete meses consecutivos de descensos en tasa interanual, síntoma inequívoco de que la intensidad de la crisis económica está remitiendo. El pasado mes de mayo se iniciaron en España 546 procesos concursales, un 32,76% menos que en el mismo mes de 2013, según los datos recopilados por el Gabinete de Estudios Económicos de axesor, primera agencia de rating de España. El balance acumulado en los cinco primeros meses del año es de 2.998 procesos, 1.163 menos que en el mismo periodo de 2013, una caída del 27,95% en términos porcentuales. Madrid es la comunidad autónoma más importante para explicar este descenso, ya que en esta región se registraron en los cinco primeros meses 383 concursos menos que el año pasado por las mismas fechas. El 27,05% de los procesos formales de insolvencia que se han iniciado en España en lo que va de año afectan a empresas constructoras, si bien este sector de actividad consigue registrar 432 concursos menos que en los cinco primeros meses de 2013. Estos datos se refieren siempre a sociedades mercantiles.
  • La fuerte desaceleración emprendida en la declaración de concursos de acreedores en la segunda mitad del año pasado volvió a confirmarse en mayo. El mes pasado se iniciaron 546 procesos concursales (un descenso del 32,76% en tasa interanual); es decir, un promedio de 26 por cada día hábil. Uno de cada cuatro concursos tuvieron lugar en Cataluña que, con 139 procesos, fue de largo la comunidad con más casos. La única región donde creció el número de concursos en mayo fue Galicia; la estadística pasó de 36 a 38 (+5,56%), debido fundamentalmente a Pontevedra, donde el número de se duplicó y pasó de 9 a 18.
  • En el recuento de los cinco primeros meses del año, el saldo es de 2.998 procesos iniciados, lo que supone la cifra más baja desde 2011 para este periodo de tiempo. Todas las comunidades autónomas experimentaron descensos de dos dígitos, con las excepciones de Castilla La Mancha (-4,63%) y La Rioja, que es la única donde los concursos crecieron, un 29,03%, al pasar de 31 a 40. Madrid es la comunidad más importante para explicar el ajuste, ya que los concursos pasaron de 860 en 2013 a 477 este año, un 44,53% menos. Este descenso ha provocado un cambio sustancial en el peso de Madrid en el conjunto nacional; el año pasado era, por estas fechas, la comunidad autónoma donde más concursos de acreedores se registraban, mientras que en 2014 ha sido rebasada por Cataluña. Si entre enero y mayo de 2013 el 20,66% de los concursos de acreedores tuvieron lugar en Madrid, la representatividad de la comunidad es este año del 15,91%. En Cataluña, los procesos formales de insolvencia también bajaron, aunque no con la misma intensidad: cayeron un 21,28%, pasando de 840 a 666. Es decir, el 22,2% de las insolvencias judiciales iniciadas en los primeros cinco meses tuvieron lugar en Cataluña, con un protagonismo lógico de Barcelona, la provincia de España donde más concursos se registraron, con 531 en total (-25,53% en la comparativa interanual). Respecto a las otras tres grandes comunidades, todas tuvieron importantes caídas: Andalucía pasó de 345 a 305 casos (un ajuste del 11,59% en tasa interanual); País Vasco, de 285 a 206 registros (-27,72%) y Valencia, de 381 a 254 (-30,89%). Teniendo en cuenta las comunidades uniprovinciales, en los cinco primeros meses del año los concursos de acreedores cayeron en la comparativa interanual en 36 provincias, el 72% del total.

La importancia del ajuste en el sector del ‘ladrillo’

El 33,12% de los concursos de acreedores por parte de sociedades mercantiles está vinculado al macrosector del ‘ladrillo’, uno de cada de tres del total. Las empresas constructoras acumularon 811 procesos formales de insolvencia entre enero y mayo y las inmobiliarias, 182. Los 993 concursos registrados conjuntamente por constructoras e inmobiliarias suponen un descenso de nada menos que el 34,36% sobre 2013. El ritmo de declaración de concursos en el macrosector del ‘ladrillo’ es todavía cinco veces superior al que se daba en 2008. Pero en los cinco primeros meses del año se iniciaron 520 procesos menos que en el mismo lapso de tiempo del año pasado y, por primera vez desde 2011, la suma de constructoras e inmobiliarias da un número de concursos inferior a 1.000.

En el ramo de hostelería también se vivió una reducción importante, pasando de 364 concursos en los cinco primeros meses de 2013 a 140 este año, si bien el dato viene matizado por el hecho de que el año pasado se dio la circunstancia de que entraron en concurso más de un centenar de sociedades pertenecientes a un mismo grupo industrial, un elemento que explica también la favorable evolución de la comparativa estadística 2014/2013 en la comunidad de Madrid, que es donde se produjo el registro. En el sector de comercio y distribución mayorista y minorista la caída fue del 15,96%, situándose en 611 registros, un 20,38% del total del conjunto de sociedades mercantiles.