Una de cada cuatro nuevas empresas creadas en febrero en España está vinculada al 'ladrillo'

La creación de empresas aumentó en febrero un 10% en tasa interanual y sumó 9.182 altas. Un 23,85% de las nuevas sociedades mercantiles pertenecía al macrosector construcción-inmobiliario. Un 22,66% se inscriben en el comercial y de distribución. El capital suscrito para la constitución de nuevas empresas creció en febrero un 129,95% respecto a febrero de 2013, debido fundamentalmente a la aportación para la creación de una entidad bancaria. Si se excluye el sector de actividades financieras, el capital suscrito cae un 32,7%. Andalucía (+22,91%); País Vasco (+20,25%); Galicia (+14,73%) y Valencia (+10,83%) destacaron entre las comunidades con mayor iniciativa emprendedora. Pero el capital aportado disminuyó en todas ellas.

,

  • La iniciativa emprendedora recuperó en febrero pasado su trayectoria ascendente con un total de 9.182 nuevas sociedades, un 10% más que en el mismo mes de 2013, según los datos recopilados por el Gabinete de Estudios Económicos de axesor. El capital aportado para la creación de esas nuevas empresas ascendió a 1.235,4 millones de euros, un incremento del 129,95% en tasa interanual. Si bien hay que tener en cuenta que la cifra del importe viene distorsionada por el hecho de que el sector de actividades financieras y de seguros copa el 75,45% de todo el capital aportado, con 932 millones de euros, y experimentó un aumento del 976% de un año contra otro. En el cómputo acumulado en los meses de enero y febrero el número de empresas creadas en España fue de 17.169, un 3,54% más que en el mismo periodo de 2013, mientras que el capital suscrito sumó 1.788,3 millones de euros, un incremento interanual del 2,53%.
  • Si se excluyen las actividades financieras, lo que queda en evidencia es que cada vez se constituyen más sociedades, pero con menos dinero disponible para emprender estos proyectos. Así, sin contar con el sector financiero, el dato de nuevas empresas dadas de alta en febrero arrojaría un aumento interanual del 9,84%, es decir, prácticamente igual, mientras que el capital dispuesto reflejaría un retroceso muy elevado: el 32,7%.
  • En febrero se inscribieron 2.191 nuevas empresas del sector construcción o inmobiliario; es decir un 23,85% del total, o prácticamente una de cada cuatro nuevas compañías. De hecho, en el acumulado anual; las 4.159 altas registradas como pertenecientes a este macrosector suponen un 24,21% del total.
  • Andalucía fue en febrero el máximo exponente de las características que están marcando la dinámica emprendedora: el número de nuevas empresas creció un 22,91%; mientras que el capital aportado para las mismas descendió un 44,96%. Un 22,06% de las nuevas sociedades se registró en la Comunidad de Madrid; Cataluña ocupó el segundo lugar, con un 18,16% del total.
  • Lo que ha pasado en el sector financiero se explica por la constitución en Madrid del Banco de Crédito Social Cooperativo de las cajas rurales con un capital de 800 millones de euros. Esto ha distorsionado los datos de capital suscrito, hasta el punto de que el sector de actividades financieras y de seguros acapara el 75,45% del importe puesto en febrero para la creación de nuevas sociedades. Si se excluyese esta rama, el capital suscrito habría descendido en febrero pasado un 32,7% respecto al mismo mes de 2013 y, de nuevo, el macrosector del ‘ladrillo’ habría ejercido un papel predominante en la aportación de capital: con 86,79 millones de euros en actividades inmobiliarias y 58,27 millones en construcción, este macrosector representa un 47,8% de todo el dinero aportado para la constitución de nuevas sociedades que no fue absorbido por el sector financiero. Y ello a pesar de que estos sectores sufrieron descensos significativos en el volumen de capital suscrito: una caída del 56,56% en el caso de las inmobiliarias y un 7,15% para la construcción.
  • Lo que apenas ha variado durante el transcurso de los años de crisis son los sectores donde mayoritariamente se inscriben las nuevas empresas registradas. En febrero, los líderes fueron los siguientes: Comercio (2.081 altas, un 22,66% del total); Construcción (1.552 empresas, un peso del 16,9%); Actividades Profesionales, Científicas y Técnicas (1.028 sociedades, una representatividad del 11,19%); Hostelería (777 registros, un 8,46% del conjunto) e Inmobiliarias (639, un 6,95% de toda la iniciativa emprendedora). El reparto, que es prácticamente idéntico en la suma de enero y febrero, apenas varía respecto al que tenía lugar en el año 2008. Entre las razones que explican la vigencia del macrosector construcción-inmobiliario, el Gabinete de Estudios de axesor enumera las siguientes: la capacidad del sector inmobiliario para generar demanda en el extranjero y su calidad de bien y servicio exportable; los movimientos empresariales relacionados con insolvencias que llevan a abrir una nueva sociedad bajo otro nombre y otros administradores para continuar la actividad; y, por otra parte, el hecho de que se trata de un sector muy amplio con un gran número de empresas dedicadas a actividades muy especializadas, como instalación eléctrica, fontanería o acristalamiento entre otras, que pueden seguir prestando servicios a pesar de la caída general del ‘boom’ inmobiliario.

Crece la concentración geográfica en torno a Madrid

El registro del Banco de Crédito Social Cooperativo ha provocado también que Madrid canalizara el 75,15% de las nuevas aportaciones de capital que tuvieron lugar en febrero (la comunidad sumó 928,51 millones) y el 56,8% en el conjunto de los meses de enero y febrero (1.015 millones). Pero incluso excluyendo esos 800 millones, Madrid seguiría siendo la región que más dinero atrajo para la iniciativa emprendedora. De hecho, sin contar con la aportación conjunta del sector financiero, el aumento en febrero aún habría sido en Madrid del 36% en tasa interanual, mientras que el resto de las grandes comunidades autónomas registraron descensos, con Andalucía a la cabeza (-44,96%), seguida de Valencia (-38,88%), Cataluña (-7,45%) y País Vasco (-12,57%). Medido en número de empresas dadas de alta, Madrid fue en febrero la comunidad líder, con 2.026 inscripciones, que equivalen a un 22,06% de todas las altas. En la suma de los dos primeros meses del año, Madrid y Cataluña registran respectivamente 3.768 y 3.328 nuevas sociedades. Son las únicas que superan el umbral de las 3.000 empresas. Juntas acaparan el 41,3% de las nuevas compañías que se registraron en España en los dos primeros meses del año. En 2008, la suma de Madrid y Cataluña equivalía al 37,8% del total nacional y ninguna de las dos llegaban a una tasa de representatividad de más del 20%. Es decir, según van pasando los años, se acentúa el proceso de concentración geográfica de la actividad emprendedora.

Andalucía fue con 1.652 nuevas altas la comunidad que mostró en febrero un mayor dinamismo emprendedor, al registrar un aumento en tasa interanual del 22,91%. Estas cifras representan el 17,99% del total de nuevas empresas registradas en febrero en España. Estos datos de actividad vienen matizados por el hecho de que el capital aportado para estas nuevas sociedades, un total de 73,84 millones de euros, supone una caída del 44,96% respecto al mismo mes de 2013. Si se toman los datos de la suma de enero y febrero, la evolución es aún peor. Entre enero y febrero se crearon en Andalucía 2.906 nuevas compañías, lo que supone un 5,06% más que en el mismo periodo de 2013. El capital aportado para estas sociedades fue de 152,15 millones, un 67,47% menos que en el mismo lapso de tiempo del año pasado. Es decir, las nuevas empresas que se crean en Andalucía son, mayoritariamente, cada vez de menor dimensión.

La creación de empresas aumentó en el mes de febrero, comparado con el mismo mes de 2013, en 12 comunidades autónomas, concretamente en Andalucía (22,91%); Baleares (33,3%); Canarias (8,095); Cantabria (23,8%); Cataluña (8,87%); Extremadura (53,8%); Galicia (14,73%); La Rioja (17,64%); Madrid (7,08%), Navarra (1,21%), País Vasco (20,25%) y Valencia (10,83%). Sin embargo, el capital aportado solo aumentó en la comparativa interanual en cinco de estas 12 regiones. Es cierto que en algunos casos se dieron crecimientos espectaculares, como los de Extremadura, donde el dinero dispuesto casi se multiplicó por siete al pasar de 1,58 a 10,62 millones de euros. Pero salvo Madrid, en todas las comunidades de mayor relevancia económica se registraron descensos de dos dígitos en el dinero aportado para estas nuevas sociedades. Fue el caso de Galicia (-57%); Andalucía (-44,9%); Valencia (-38,88%); Cataluña (-17,45%) y País Vasco (-12,57%).

Creación de empresas

CCAA feb-13 feb-14 Var. En %
ANDALUCIA 1344 1652 22,92
ARAGON 210 174 -17,14
ASTURIAS 118 105 -11,02
BALEARES 171 228 33,33
CANARIAS 284 307 8,10
CANTABRIA 63 78 23,81
C. LA MANCHA 317 267 -15,77
C. LEON 273 270 -1,10
CATALUÑA 1532 1668 8,88
EXTREMADURA 91 140 53,85
GALICIA 353 405 14,73
LA RIOJA 34 40 17,65
MADRID 1892 2026 7,08
MURCIA 277 261 -5,78
NAVARRA 82 83 1,22
OTROS 17 20 17,65
PAIS VASCO 311 374 20,26
VALENCIA 978 1084 10,84
Total general 8347 9182 10,00