Internacionalización: el tren hacia el crecimiento

Internacionalización: el tren hacia el crecimiento

Una de las grandes lecciones de la crisis económica es que internacionalizarse y diversificar mercados en el extranjero ya no es una alternativa, sino un tren al que hay que subir obligatoriamente para la mayoría de las empresas españolas. En efecto, España ya ha recuperado los niveles de PIB previos a la crisis y la gran palanca está en las exportaciones, que no paran de batir récords. De acuerdo con los datos del Ministerio de Economía, al cierre del primer trimestre del año, las exportaciones españolas de bienes ya estaban más de un 35% por encima de los niveles pre-crisis. Y las perspectivas son aún mejores, como lo pone de manifiesto el hecho de que las empresas del sector exportador han mejorado sus previsiones para los próximos 12 meses, según el índice de actividad exportadora (ISAE), que elabora el Ministerio. Queda claro, pues, que la internacionalización es un tren que no se puede escapar.

Si nuestra estimación de expansión del PIB nacional es de un sólido 3,1% para este año, ello se debe en buena medida a la pujanza del sector exterior, según nuestras previsiones las exportaciones de bienes y servicios crecerán un 7,7% este año.  El crecimiento vendrá  impulsado tanto por la UE, nuestro mercado tradicional, como más allá de las fronteras comunitarias. De hecho, un estudio realizado recientemente por las Cámaras de Comercio indicaba que el 80% de las pymes seguirán apostando por la internacionalización en los próximos años y que un 40% de ellas ya lleva más de cinco años internacionalizada.

Semimanufacturas, bienes de equipo, componentes del sector del automóvil, alimentación y manufacturas de consumo son los principales sectores de la industria exportadora española, pero no son los únicos. Así, las exportaciones de servicios no turísticos prácticamente se han duplicado en el transcurso de los últimos 10 años, destacando la buena evolución de la informática, las TIC o los servicios de consultoría.

Esta pujanza no se debe solo a factores circunstanciales, como la contención en el precio del petróleo, o las medidas excepcionales aplicadas por el Banco Central Europeo (BCE), que han desbloqueado el acceso al flujo del crédito, sino también al importante esfuerzo realizado por las empresas españolas en términos de ganancias de competitividad. Un hecho que, por ejemplo, ha permitido a las grandes empresas españolas de infraestructuras estar presentes en los principales concursos internacionales de licitaciones.

Pero, sin duda, hay que afrontar este viaje con las máximas garantías. Toda estrategia de internacionalización requiere de un completo conocimiento sobre estos nuevos clientes y proveedores extranjeros, que minimice la incertidumbre y el riesgo operativo. Gracias a los nuevos Informes Internacionales Online de axesor, se obtiene de forma inmediata y desde cualquier lugar, todo el conocimiento financiero, mercantil y de crédito de empresas de países con los que expandir el negocio en los principales mercados internacionales.

Conozca todo sobre empresas internacionales

Categorías: Temas empresariales

Escriba una opinión

 
Seguir axesor en Linkedin