¿Ha terminado la crisis económica en España?

¿Ha terminado la crisis económica en España?

La creación de empresas en España está creciendo al ritmo más fuerte desde el año 2008. En los cuatro primeros meses del año se han dado de alta 39.085 sociedades, según los datos procesados por nuestro Gabinete de Estudios Económicos y publicados recientemente en nuestro Radar Empresarial. Se trata de un nivel no visto desde el primer trimestre de 2008, cuando aún estaba abierto el debate sobre si había crisis o no. Si se mantiene el ritmo actual durante el resto del año, se crearían en 2016 casi 120.000 empresas, lo que pulverizaría completamente la mejor cifra obtenida durante la crisis (las 107.361 sociedades dadas de alta durante 2008). De igual modo, los concursos de acreedores han cumplido 30 meses consecutivos de caída en la comparativa interanual; en los cuatro primeros meses del año se registraron 1.463 insolvencias judiciales, lo que representa un retroceso del 20,6% comparado con el mismo periodo del año pasado y supone el nivel más bajo en ocho años.

El PIB creció un 3,2% en 2015 y aunque nuestra previsión es que descienda ligeramente este año, todavía esperamos un crecimiento del 2,6%, claramente por encima del promedio de la UE. Al mismo tiempo, en los últimos dos años se han creado un millón de empleos. La morosidad bancaria caerá este semestre por debajo del 10% por primera vez desde 2012 según las previsiones de PULSE, nuestro nuevo Boletín de Morosidad… ¿Se ha acabado la crisis económica en España?

Lo cierto es que a pesar de la mejora a ojos vista del empleo, apenas se han recuperado un tercio de los puestos de trabajo destruidos durante la crisis. El crecimiento del empleo al mismo ritmo que lo hace el PIB denota que la creación de empleo se está centrando en actividades de escaso valor añadido y baja productividad. La tasa de paro ha batido su récord histórico al cumplir 66 meses consecutivos (cinco años y medio) por encima del 20%. En definitiva, queda mucho por hacer. De hecho, nuestro Radar Empresarial refleja que de los concursos que estaban en marcha este año (pertenezcan a este ejercicio o a otros anteriores), solo el 3,73% ha conseguido hasta el momento un convenio que permita salvar a la empresa afectada. Aunque la estadística es susceptible de ir mejorando conforme pasen los meses, también lo es de empeorar y un análisis retrospectivo permite concluir que, en general, es menos de un 4% el porcentaje de concursos que lograr evitar el cierre de la empresa. Es decir, la fórmula concursal sigue siendo en España la antesala del cese definitivo de actividades, salvo casos excepcionales. Las reformas legislativas han dotado de una mayor flexibilidad a los acuerdos pre-concursales, pero es preciso seguir avanzando para que los concursos de acreedores sean más efectivos como mecanismo para proporcionar una segunda oportunidad a los empresarios.

Por otra parte, la lectura de los datos de creación de empresas permite vislumbrar las dificultades que afronta el necesario cambio de modelo económico en el que tanto se ha insistido desde el comienzo de la crisis económica. Desde axesor consideramos que el sector industrial y, en concreto, el de bienes exportables, es clave para consolidar un modelo de crecimiento económico sostenible. Sin embargo, ¿de qué es de lo que se están creando más empresas? El sector líder en la iniciativa emprendedora en España es el mismo que hace 10 años: el comercio y distribución, con 8.985 sociedades en lo que va de año, lo que supone un 22,99% de todas las nuevas empresas dadas de alta entre enero y abril. El segundo sector más relevante es uno de los que está más estrechamente vinculado al origen de la crisis, se trata de la construcción, con un saldo de 5.478 empresas (un 14,02% del total). Precisamente, en el segmento de actividades inmobiliarias se han dado de alta 2.952 compañías, que representan un 7,55% del total nacional. Es decir, más de una de cada cinco empresas que se crean hoy día en España tiene que ver con actividades de la construcción o del negocio inmobiliario. Por otro lado, la hostelería mantiene una enorme pujanza, con 4.241 nuevas empresas, una representatividad del 10,85%. Como dato positivo cabe destacar, no obstante, que se han dado de alta 2.891 sociedades como empresas vinculadas a la industria manufacturera, un 7,4% de la actividad emprendedora. Desde el comienzo de la crisis se han dado de alta en España unas 760.500 nuevas empresas, lo que pone de manifiesto que el espíritu emprendedor sigue elevado. A pesar de las dificultades y los desafíos económicos que afronta España, hay confianza en el futuro.

 

Gabinete de Estudios Económicos de axesor
Categorías: Radar Empresarial

Escriba una opinión

 
Seguir axesor en Linkedin