Buenas noticias para la banca: la ratio de morosidad cae por debajo del 10%

Boletín de Morosidad PULSE - Abril 2016

A pesar de los enormes esfuerzos de saneamiento realizados desde el comienzo de la crisis, el sector bancario español tiene aún por delante el desafío de abordar un nuevo proceso de consolidación. Adicionalmente, los requisitos de liquidez establecidos en el marco internacional de Basilea III exigen al sector una política muy estricta de la gestión del riesgo. Y todo ello en un entorno de tipos de interés cero, que complica seriamente los márgenes de la banca, y cuyo final no se vislumbra a corto plazo. Con todo ello, hay buenas noticias para la banca. Nuestro Gabinete de Estudios Económicos acaba de publicar el primer número de PULSE, el Boletín Trimestral de Morosidad, en el que se anticipa que la ratio de morosidad bancaria se situará en este primer trimestre por debajo del 10%, situándose para los meses de junio y julio en el entorno del 9,71%. Es la primera vez desde el año 2012 que la morosidad bancaria se sitúa por debajo de los dos dígitos.

Aunque los importes de morosidad bancaria están todavía muy lejos de los cómodos niveles próximos a los 20.000 millones de euros en los que se encontraba en el año 2008, también han quedado atrás los momentos críticos de 2014, cuando el volumen amenazaba con alcanzar los 200.000 millones de euros. Los importes (siempre en euros constantes) se situaron en febrero pasado en 130.880 millones de euros y seguirán bajando hasta a los 128.000 millones de euros al término de este primer semestre. De acuerdo con nuestro cuadro de previsiones, es posible que haya a partir de entonces un ligero repunte en los meses de verano, pero sin alcanzar la cota de los 130.000 millones de euros.

El entorno económico favorable, pese a la incertidumbre política reinante, favorece esta situación. El PIB creció un 3,2% en 2015 y nuestra previsión para este año, contenida en nuestro informe FOCUS, es que la economía crezca un 2,6%. De igual modo, la ratio de incumplimiento de las empresas ha experimentado un ajuste de casi el 50%, situándose en el mes de marzo en el 1,45%. Según nuestras previsiones, el número de empresas que no pueden hacer frente a sus obligaciones económicas seguirá en descenso en los próximos meses.

Eso sí, el crédito continúa estando fuertemente restringido, a pesar de las facilidades dadas por el Banco Central Europeo al sistema financiero de la eurozona. Así, el importe concedido por las entidades financieras se situó el pasado mes de febrero en 1,29 billones de euros constantes, lo que implica un descenso del 2,97% en la comparativa interanual. Y nuestra previsión es que los importes totales sigan retrocediendo en los meses venideros. La combinación, a nivel de la zona euro de un gran volumen de liquidez, con nula o escasa inflación y poco crecimiento económico está dando como resultado una clara reducción de la velocidad de circulación del dinero. Por otra parte, el sector privado de la economía española (empresas y hogares) es, a nivel mundial, el que más ha reducido su endeudamiento a lo largo de la crisis y todo parece indicar que ese proceso de desapalancamiento del sector privado continúa.

PULSE también analiza la iniciativa emprendedora, la tendencia concursal y la evolución del mercado inmobiliario, tanto en lo que se refiere al crédito hipotecario, como a la compraventa de viviendas. Os invitamos a descargaros el informe en el siguiente enlace:

 

DESCÁRGATELO AHORA

  

 

Gabinete de Estudios Económicos de axesor
Etiquetas: axesor España impago morosidad PULSE

Escriba una opinión

 
Seguir axesor en Linkedin