Examen al panorama económico: cada vez con más riesgos a la baja

Boletín Trimestral de Coyuntura Económica - Marzo 2016

La economía española está en condiciones de volver a registrar en 2016 un gran año económico y alcanzar una expansión del PIB en términos reales del 2,6%, mientras que el paro podría descender hasta situarse en una tasa del 20% de la población activa, según las conclusiones de FOCUS, nuestro Boletín Trimestral de Coyuntura Económica. Sin embargo, mientras la demanda externa volverá a mostrar signos de debilitamiento, en consonancia con la caída del comercio mundial, la inercia del consumo interno irá perdiendo fuerza a medida que avancen los meses, pues elementos como las rebajas fiscales, la bajada de tipos de interés o el desplome de los precios del crudo, que han ayudado a animar el consumo en los últimos meses, ya no tendrán un impacto tan notable como en 2015.

Adicionalmente, esperamos que en la segunda mitad del año comiencen los ajustes presupuestarios que tendrá que afrontar el nuevo Gobierno, una vez que este se forme, ajustes que deberían continuar en 2017. Si Bruselas aplica a España la misma vara de medir que a Portugal, el nuevo Ejecutivo debería afrontar este año unos recortes de al menos 5.000 millones de euros, que afectarán tanto al consumo público, como privado (familias y empresas), puesto que es previsible que tengan que llevarse a cabo subidas de impuestos y recortes de subvenciones, probablemente en materia de seguridad social. España debe aprovechar los vientos de cola que aún soplan a favor de la actividad económica para afrontar con garantías los crecientes riesgos a la baja que asoman en el horizonte, tanto en el plano internacional, como el nacional.

En el ámbito estrictamente doméstico, el impasse político motivado por la falta de acuerdo para formar un Gobierno afecta a la confianza de los empresarios y repercute negativamente en las decisiones de inversión. Este es un elemento clave, ya que la desaceleración de la inversión hará perder intensidad a la creación de empleo, lo que podría traducirse en una pérdida de velocidad del crecimiento del consumo, ya que este no depende solo de la renta disponible, sino también de las expectativas económicas. Además el aumento de capacidad de productiva es lo que fortalece la capacidad para competir en el exterior y el potencial de crecimiento a futuro. Mientras no se resuelva la incertidumbre política, la demanda de inversión (que creció solo un 0,3% en el cuarto trimestre de 2015) se verá afectada. A esto hay que sumar que la debilidad económica en países emergentes, EE UU, China, Japón y la eurozona afectará negativamente a la exportación de bienes, el sector más intensivo en capital y que concentra la mayor parte de la inversión empresarial.

En el plano internacional, se suma ahora un nuevo factor de incertidumbre: los ataques terroristas perpetrados el martes 22 en Bruselas. Si bien un atentado no suele tener de por sí consecuencias económicas de relevancia, sí lo pueden tener sus posteriores consecuencias: aumento de la tensión geopolítica, cambios en la política exterior, efectos negativos en la industria turística y todos los sectores relacionados con ella, como el transporte, posibilidad de nuevos atentados… Es en todo caso un nuevo elemento más de incertidumbre que añadir a los ya puramente económicos, como son el estancamiento secular de la actividad en la Eurozona y Japón; el cambio de modelo económico en China, que puede poner en peligro 1,8 millones de empleos en el sector industrial en todo el mundo; el colapso de los precios de las materias primas y su impacto en los presupuestos públicos de los países proveedores, principalmente economías emergentes y los países del Golfo Pérsico; una cierta debilidad en EE UU, donde la renta de las familias ha moderado su crecimiento, y, por último, la posibilidad de los ciudadanos de Reino Unido voten en junio a favor de abandonar la UE, el temido Brexit, que puede tener repercusiones difíciles de calibrar.

En suma, España no debería retrasar por más tiempo las reformas económicas y políticas necesarias para consolidar su crecimiento. Os invitamos a descargaros el informe FOCUS en el siguiente enlace:

 

DESCÁRGATELO AHORA

  

 

Gabinete de Estudios Económicos de axesor

Escriba una opinión

 
Seguir axesor en Linkedin